Dietas, Vida Saludable

El Antojo, cómo funciona psicológicamente ¡Aprende a evitarlos en 6 pasos!

¿Cómo evitar los antojos? Si eres de esas personas a las que las supera la ansiedad por comer, en especial, cosas dulces, este artículo es perfecto para ti!
La ansiedad por comer cosas dulces (típico de nosotras), incide en la ganancia de peso, por ello, muchos se preguntan cómo pueden controlar la cantidad de dulces que ingieren y de qué manera pueden manejar los fuertes y desagradables antojos.



Cuando somos víctimas de un antojo, muchas veces nos reprochamos porque pensamos que no tenemos fuerza de voluntad, sin embargo, debes saber que estos impulsos se originan en el cerebro debido a que una sustancia cerebral llamada dopamina, la cual se libera cuando ingerimos este tipo de alimentos, nos produce una sensación de euforia y satisfacción que nuestro cerebro desea repetir constantemente. ¡Es por esto que son tan irresistibles!

¿Cómo poder superar este problema? Comienza el día con un buen desayuno, evita las comidas a deshoras, come distintos tipos de alimentos, evita aquellos que contienen grasas saturadas, come varias veces al día porciones moderadas y combina la dieta equilibrada con alguna actividad física mínimo 3 veces a la semana (mientras más hagas ejercicio, más te motivarás).

Acá tienes otros consejos que podrán ayudarte a controlar la ansiedad por lo dulce. ¡Toma nota! 

1. Determina qué te provoca el deseo de comer dulces

Generalmente el estado de ánimo nos impulsa a comer cosas dulces. Si estamos estresados, aburridos o preocupados, buscamos consuelo en los dulces, porque estos “nos hacen sentir bien”. De manera que muchas veces comemos por motivos psicológicos más que por sentir realmente hambre. Por lo tanto, tomar conciencia de aquello que provoca nuestros deseos por lo dulce o qué activa en nuestro interior ese deseo impulsivo, es el primer paso para controlar el apetito. 

2. Modifica tus hábitos

Generalmente sentimos antojo de lo que acostumbramos comer, así que si cambiamos nuestros hábitos alimentarios debilitaremos los viejos antojos y fortaleceremos otros nuevos, debes estar consciente que el primer paso, es el más difícil, pero una vez que superes el “síndrome de abstinencia”, y seas constante, no tendrás los mismos antojos de antes (te atraerá más la atención una manzana que un paquete de papas fritas). Si bien los primeros días son más difíciles, luego el organismo se va acostumbrando. Teóricamente, mejorar nuestra dieta en general hará que se calmen las ansias de ingerir azúcar.

3. Mantén estable el nivel de azúcar en la sangre

La glucosa es fuente esencial de energía para el cuerpo y el cerebro. Sin un suministro constante de glucosa te sentirás sin fuerzas y se acrecentará la ansiedad por lo dulce. Para evitarlo consume poca comida, pero frecuentemente. Así, mantendrás estable tu nivel de glucosa en la sangre y de este modo el cerebro no generará señal de hambre

4. Aumenta tu consumo de carbohidratos complejos

Reemplaza los azúcares simples por carbohidratos complejos que se descomponen con más lentitud. Esto te ayudará a sentirte saciada por más tiempo. Los carbohidratos complejos los encuentras en granos integrales y verduras, entre otros. 

5. Reemplaza el azúcar por fructosa

Las frutas contienen fructosa, un tipo de azúcar natural, que es varias veces más dulce que la sacarosa (azúcar refinado) y contiene menos calorías. Así que la próxima vez que tengas antojo de comer dulces, prueba ingerir frutas secas, pasas por ejemplo.

6. Realiza las compras de forma inteligente

Para limitar la ingestión de azúcar es necesario que realices tus compras a conciencia. La idea es, “si no lo tienes a mano, no puedes comerlo”. Recuerda tener siempre a mano frutas frescas, frutos secos y otros alimentos más saludables. Tip: frente al antojo, también puedes tomar té con unas gotitas de stevia, calmará un poco las ganas de comer algo dulce, el té verde es una perfecta opción!


by Secretos De Tendencia
-Maureen Gevaerts-