Ejercicios, Vida Saludable

Kilitos de más-Cómo partir haciendo deporte.

Hacer ejercicio con kilos de más

¡Es sólo cosa de motivación, perseverancia y un poco de cuidado!

Moverse con kilos de más

Paso 1. Muévete. Tu capacidad de trabajo es menor que la de una persona que sí está en su peso, así como tu resistencia a la fatiga y tu capacidad pulmonar. Por eso, debes empezar por aumentar los minutos diarios de actividad física. Subir escaleras, caminar para llegar al trabajo, pasear… Cuando seas capaz de andar una hora a buen ritmo, estás lista para hacer deporte.
Paso 2. Sin presión. ¿Actividades que te convienen? Natación, ciclismo, senderismo y, en el gimnasio, elíptica y pesas. Vigila que, en tus sesiones, tu pulso cardíaco no supere el 65% de su capacidad. Y con las pesas usa una carga que te permita hacer 15 repeticiones sin agotarte. ¿Cómo calcular ese punto? Porque serías capaz de hacer tres repeticiones más. 
Articulaciones en riesgo
Uno de los peligros de hacer ejercicio con unos kilos de más es el de dañar rodillas o caderas… “El exceso de peso aumenta la presión sobre el arco de la planta del pie y este sufrimiento es el precursor del dolor en el propio pie y la rodilla”, explica el traumatólogo Manuel Villanueva, de tulesiondeportiva.com. Para evitar problemas, dos claves: moderación y supervisión profesional.